No se puede subestimar a un gran campeón

 
Valora este artículo
(1 Voto)
El Clásico español cumplió una vez más con las expectativas. El Clásico español cumplió una vez más con las expectativas.

Este fin de semana se disputó la trigésimo primera jornada del fútbol español que nos deparó el clásico por excelencia del fútbol mundial, El FC Barcelona-Real Madrid y donde los merengues dieron la campanada, al ganar por 1 a 2 en un Camp Nou emocionado por el homenaje realizado a la figura de su máximo símbolo: Johan Cruyff.

Durante la primera hora el choque se disputó a un ritmo sumamente lento, con un Barsa que acariciaba el balón en la medular, sin ningún tipo de prisas, ante un Madrid que no presionaba la salida de los culés y que jugaba cual equipo pequeño, agrupadito en un espacio de 40 metros, tratando de aprovechar la velocidad de Bale y Cristiano en una contra y presionando a los locales a partir que cruzaban la mitad de la cancha.

Una jugada que pudo cambiar el devenir del encuentro fue la que se produjo en el minuto 10, cuando Sergio Ramos se cayó luego de disputar un balón aéreo con Suárez y el brasileño Neymar dio el pase de la muerte a Suárez quien, libre de marca, falló al intentar empujar el balón al fondo de la portería.

Los de Luis Enrique tuvieron una clara ocasión cuando un despeje defectuoso de Pepe dejó blandito el balón en el semicírculo del área y Rakitic lo impactó con su zurda para que el costarricense lo sacara con una estirada destacable (minuto 20).

La ocasión más clara de los merengues en la primera parte se produjo en el minuto 25 cuando Cristiano recibió desde la banda derecha, encaró a un Jordi Alba, que firmó un partido bastante discreto, enganchó hacia adentro y disparó con su zurda, para ser repelido el balón con los puños de Bravo.

Al filo del final del primer acto, minuto 43, Benzema, completamente solo, desde el punto de penalti, enganchó el balón de volea y lo mandó a las nubes de la ciudad condal, ante la impresión de propios y extraños por la ocasión marrada. Fue una primera parte bastante agridulce con dos equipos aplicando la ley del mínimo esfuerzo, en una prueba que los dos equipos no percibían el partido con la tensión de otras ocasiones, dado la distancia que los separaba en la clasificación, 10 puntos (El Real Madrid no jugaba en el Camp Nou con 10 o más puntos de desventaja respecto al Barsa desde la temporada 200%/2006). En esos momentos, impresionaba sobremanera el planteamiento ramplón y amarrategui de Zinedine Zidane, traicionando tanto su concepción como futbolista que siempre apostó por el juego estético y la historia centenaria de un equipo como el Real Madrid, que siempre se ha distinguido por su buen fútbol y por su valentía en los terrenos de juego.

Otro que firmó un partido para el olvido fue Sergio Ramos. El de Camas pudo ser expulsado en el minuto 47, ya que habiendo estado amonestado (min 9), golpeó de mala manera a Luis Suárez, pero fue perdonado por el colegiado Hernández Hernández que firmó una actuación bastante lamentable, no pitando un posible penalti de Ramos a Messi en la primera parte, anulando un gol legal a Gareth Bale y dejando jugar a Ramos por 40 minutos más de lo que le debía corresponder.

En el minuto 54, Messi tomó el balón en la frontal del área y tiró una vaselina colocada hacia la escuadra de la portería de Keylor Navas, pero el tico sacó el balón con una estirada felina.

Al minuto siguiente (56), hubo un córner que sirvió Rakitic desde la derecha y un mal marcaje de Pepe, que estaba más centrado en perseguir a su pareja que al balón, fue aprovechado por Pique para poner el 1 a 0 (su segundo gol en 24 clásicos disputados: el del sábado y el 2 a 6, un 2 de mayo de 2009), con un testarazo sublime, para delirio de los fieles azulgranas que esperaban otra victoria ante su máximo rival para seguir incrementando la racha de partidos sin perder y empatar al Nottingham Forrest de 1978, con 40.

Pienso que en ese momento estaba sentenciado Zidane como DT del Madrid, ya que al juego rácano de su equipo se sumaba la derrota, pero fue salvado de la quema en el minuto 62, cuando Marcelo desbordó por la izquierda en diagonal, desbalanceando a toda la zaga culé y cedió a su derecha para que Kroos centrara, con la suerte que el balón pegó en Jordi Alba y sobró a Pique, antes de llegar a Benzema, quien, de excepcional tijera, puso el 1 a 1 y enmudeció al Camp Nou. Octavo gol del galo en 22 clásicos disputados.

Cuando se encontró en desventaja, el Madrid hizo de la necesidad una virtud y se fue arriba, consiguiendo el empate y descubriendo que podía herir al Barça en las contras, ya que a los catalanes se les iba agotando el fondo físico. Esto era patente en las pelotas divididas donde, a partir de ese momento, los merengues llegaban antes y, por ende, se las llevaban.

En ese momento fue cuando cambió por completo el decorado del partido. El Madrid se lo creyó y se fue en busca de la victoria, espoleado por el errático cambio de Luis Enrique quien sacó a Rakitic para dar entrada a Arda Turán, en el minuto 74. Por su parte, el Madrid dio entrada a Jesé Rodríguez por Benzema.

En el minuto 81, Bale recibió un centro medido de Cristiano Ronaldo y se elevó por encima de su marcador Jordi Alba para alojar el balón fuera del alcance del Claudio Bravo. No obstante, el colegiado del encuentro anuló el tanto, incomprensiblemente, porque, según su impresión, el galés había empujado a Alba, cosa que luego mostraron las imágenes que no era cierta, sino que le ganó por arriba, en buena lid, producto de su superioridad física.

Un minuto después (min 82), Cristiano recibió en la banda derecha y su disparo con rosca y toda la intención del mundo, fue a parar al travesaño de la portería defendida por Bravo. Al minuto siguiente, Jordi Alba cometió un fallo al medir mal el balón y dejó solo a Bale, pero el disparo del galés tocó lo justo en el portero azulgrana, lo cual impidió que traspasara la línea de gol.

En el 84, Sergio Ramos, que venía jugando de gratis, realizó una fuerte entrada sobre Suárez, barriéndole el pie de apoyo, lo que produjo su expulsión y parecía que producía un armisticio final a un gol. Esta fue la cuarta expulsión del sevillano en un clásico, superando en este ámbito a Fernando Hierro que llegó a 3.

Sin embargo, en la jugada siguiente, desbordó Carvajal, cedió a su derecha para que Bale, con su pierna mala, la derecha, sacara un centro al segundo palo que fue controlado por el pecho de CR7, para luego, con toda la frialdad de un killer, batir entre las piernas a Claudio Bravo, propiciando la primera victoria del Madrid en el Camp Nou en 4 años, el recortarle 3 puntos a los azulgranas y romper su excelso registro de partidos sin perder, que se quedó en 39. Además, Cristiano llegó a 16 goles en clásicos, superando a Raúl (15) y quedando sólo por detrás de Di Stéfano (18) y Messi (21).

El Real Madrid no remontaba para ganar un partido oficial en el Camp Nou desde el 28 de febrero de 1965, es decir, hace 51 años y no ganaba en casa de un Barsa líder desde hacía 86 años (1 a 4, el 26 de enero de 1930). Los merengues salieron repotenciados de este encuentro, ya que se han convencido que pueden competir contra los mejores y por tanto no es una quimera soñar con la conquista de la undécima Copa de Europa, mientras que en el Barsa el gran damnificado fue Luis Enrique que ha sido criticado por no saber corregir los defectos de su equipo y sobre todo por quitar a Rakitic por un jugador como Arda que no posee las mismas condiciones físicas para ser el sostén del juego de los catalanes. Por otro lado, Zidane se convirtió en sólo el tercer entrenador blanco en estrenarse y ganar en el Camp Nou, tras Carlos Queiroz (2003 por 1 a 2) y Bernd Schuster (2007 por 0 a 1). Por cierto, partidazo de Casemiro que, cual pulpo, robó 16 balones y le dio mucha estabilidad a los merengues, consolidándose en la medular junto a Kroos y Modric y cerrándole la puerta a Isco y James, quien ni siquiera calentó.

Se demostró que el Madrid, aun en horas bajas, siempre vuelve, es un equipo con una historia riquísima en este tipo de acontecimientos y no en vano fue elegido por la FIFA el mejor club del siglo XX, en honor a sus ocho Copas de Europa en el mismo.

Por parte del Barsa, reproduzco las palabras de Piqué al término del choque, acerca de que el Barcelona está en una “posición privilegiada en las tres competiciones. Hay que seguir adelante. Que no nos caigamos, que no caigamos en un bajón, porque estamos en una posición única y tenemos que seguir adelante”. Un aviso para sus compañeros ante lo que se viene, los cuartos de final de Champions el martes ante el Atlético de Madrid y la parte culminante de la temporada, es decir, lo que serían los Alpes suizos en el Tour de Francia.

Sevilla empató sin goles ante Levante en regreso al banquillo de Berizzo luego de ser operado por un cáncer de próstata. Entre sáb...

Tras sudar en la Coppa y empatar en la pasada jornada ante la Juventus, el líder del Calcio buscará mantenerse en lo más alto. Náp...

El máximo organismo del balompié mundial le hizo una fuerte advertencia a España ante una posible injerencia de la política y que ...

El club francés de manera oficial anunció el rompimiento de contrato con el entrenador argentino Marcelo Bielsa. El matrimonio que...

Un Real Madrid con muchas dudas y un Gremio motivado por la corona mundial se medirán este sábado en la culminación del poco menos...

Los dos fueron grandes jugadores en sus respetivos equipos y hoy les toca estar en los banquillos. Zidane y Renato con caracteres ...

Gracias a su ventaja en el partido de ida más el empate sin goles en la vuelta, Grecia terminó por sellar su boleto al Mundial don...

Con un empate sin goles ante Irlanda de Norte, los suizos acudirán por undécima vez a una cita mundialista. ...

La selección inca no pudo hacerle daño a una Nueva Zelanda ingenua, pero como pudo saco un empate en su casa. En Lima el miércoles...

Con ráfagas de talento y de buen fútbol de Messi y Agüero, la selección albiceleste se impuso por 1-0 a Rusia en partido preparato...

La “Roja” impuso su magia y la brindó a los asistentes al estadio de Málaga una goleada de 5-0 sobre Costa Rica en partido amistos...

Los cupos africanos quedaron completos con las clasificaciones este sábado de las selecciones de Marruecos y Túnez. En Europa todo...