Jueves, 22 Febrero 2018 00:00

Jaguar del zoológico Loefling escapó cuando intrusos intentaban raptarlo

 
Valora este artículo
(6 votos)
El parque Cachamay permanece cerrado por seguridad. Ningún trabajador accedió a dar declaraciones oficiales El parque Cachamay permanece cerrado por seguridad. Ningún trabajador accedió a dar declaraciones oficiales FOTO ORIANA FAORO

@OrianaFaoro

Uno de los dos jaguares que le quedaban al zoológico Pedro Loefling, de Puerto Ordaz, está desaparecido desde la madrugada del sábado. Personal del complejo natural reconfirmó la información al equipo de Correo del Caroní este jueves 22 de febrero, cuando se cumplen cinco días del extravío del animal.

Tanto el Cachamay como el Loefling están cerrados al público, por seguridad, aunque no hay alarma pública por parte de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG), que administra los parques.

El domingo 18 de febrero los vigilantes del zoológico encontraron la jaula de los jaguares violentada en un costado de la cerca. Luego certificaron que en el cautiverio ya no estaba la hembra de la pareja de animales. De acuerdo con las evidencias presentes en el área, la felina no entró en la trampa que tendieron los intrusos para raptarla, en algún momento del fin de semana, pues el viernes el animal aún permanecía dentro de su celda.

“Nosotros no entendemos por qué no han hecho el llamado de emergencia, por qué no han dado declaraciones oficiales. Esto lo tienen tapado, pero la jaguar está suelta. Los cazadores la vieron ayer cerca de la jaula del zoológico”, dijo la fuente consultada por Correo del Caroní, que pidió el estricto resguardo de su identidad y cargo, por temor a represalias dentro de la CVG.

El activista por la fauna local y artesano, Víctor Lucena, constató que en la jaula de los felinos –los únicos animales en cautiverio dentro del zoológico Loefling– solo está el jaguar macho. En los predios de esta jaula están de guardia dos celadores armados, quienes utilizan un carnero vivo como cebo, a la expectativa de atrapar a la felina, puesto que la avistaron en esa zona el martes y miércoles de esta semana.

“A mí me preocupa que no hay protocolos de seguridad ni para los ciudadanos ni para el animal. La CVG no ha querido dar la cara, y tampoco tienen dardos de anestesia para rescatar a la jaguar. La quieren atrapar muerta porque, en efecto, es un peligro que esté suelta, ella no le tiene miedo a los humanos porque creció en cautiverio… Pero eso no es lo que deberían hacer tratándose de un animal en peligro”, reflexionó.

De acuerdo con Lucena, el aviso de que la jaguar había escapado de su jaula vino de una llamada que recibió el servicio de emergencias 171, el domingo en la mañana, sobre un avistamiento de un felino similar en las adyacencias del colegio Loyola Gumilla. Personal del 171 se comunicó con CVG y fue así que de la corporación enviaron vigilantes a la jaula de los jaguares, y confirmaron que la cerca había sido picada, el animal no estaba, y afuera había restos de una trampa improvisada en la que no cayó la felina.

Para este trabajo se llamó al 171, desde donde se negaron a confirmar si habían recibido notificación del avistamiento de un jaguar. “Nosotros solo podemos hablar de las emergencias del día, en caliente”, especificó el operador de guardia, quien suministró un número de la oficina principal para más información. Este número aparece inactivo dentro del servicio de Cantv.

El jaguar es un felino de la familia panthera. Su nombre científico es Panthera onca, y es el tercero más grande del mundo, después del tigre y el león. Es natural de América y actualmente es una especie “casi amenazada”, por lo que su comercialización está prohibida internacionalmente.

La hembra jaguar puede alcanzar los 2,2 metros de largo y entre 40 y 70 kilogramos de peso. Se alimenta de venados, chigüires, babas, entre otras especies, a las que ataca directo a la cabeza.

CVG en silencio

La directora del colegio Loyola Gumilla, Zoraida León, negó que personal del plantel haya avistado a la jaguar o llamado al 171. “Si algún trabajador hubiera visto al jaguar, téngalo por seguro que hubiéramos suspendido clases. A nosotros el rumor nos llegó el martes por parte de un representante, y hemos tomado medidas como no dar educación física en las áreas que están más cerca del parque, y recreos controlados dentro de la institución”, explicó la académica.

Correo del Caroní intentó contactar al personal de Redes Productivas de CVG, pero no hubo respuesta.

En el parque reina el mismo silencio a puertas cerradas. La fuente vinculada con el parque, consultada para este reporte, recordó que hace ocho meses se robaron del zoológico una pantera, y en 2016, a la puma. Ese mismo año reportaron la muerte de Orión, uno de los tres jaguares que habitaban en cautiverio en el parque Loefling.

“El rumor que corre es que, como son animales muy fuertes, los babalaos los buscan para sus ritos… No es nada confirmado, pero aquí han atacado a todos los animales de aquí… Se encontraron los cuerpos de las guacamayas, los loros, el tucán y el Rey Zamuro, pero les habían arrancado las cabezas”, relató la fuente. Los felinos, en cambio, han desaparecido.

Víctor Lucena recordó que en 2016, cuando reportaron la muerte del jaguar Orión, él no pudo confirmar que de verdad el felino muriera dentro de su jaula por una complicación de salud. “Yo no vi el cadáver del animal y yo no sabía que estaba enfermo. Ellos tenían que explicar por qué no le dieron los cuidados que requería para que no se muriera, pero aparecieron un día diciendo que se murió y que ya lo habían enterrado. Eso quedó así”. El caso del robo de la puma tampoco fue esclarecido por las autoridades.

  barra 13aNaranja220

MÁS INFORMACIÓN

Zoológico de Puerto Ordaz se queda sin otro felino en menos de 45 días

barra 4naranja220

Puma se escapa de zoológico de Puerto Ordaz

barra 4naranja220

CVG retoma mantenimiento del Parque Cachamay luego de meses de abandono

barra 4naranja220

 

Todo esto ocurre luego de años de falta de seguridad nocturna en el parque Loefling, precisamente, porque ni el personal de vigilancia puede repeler los embates del hampa. Así como han robado los animales del zoológico, toda la infraestructura de las oficinas de Parques y Jardines y de taller fue desmantelada el año pasado.

También fueron arrasados los baños del parque Cachamay y toda la estructura del cafetín, así como la garita de vigilancia, oficina de guardaparques, y todas las conexiones eléctricas del recinto.

Sobre el jaguar en Venezuela

Según el Libro Rojo de la Fauna Venezolana, los jaguares habitan naturalmente en los estados Bolívar y Delta Amacuro, al sur del río Orinoco; al sur del Lago de Maracaibo; y los Llanos Occidentales. La población del felino se ha reducido significativamente desde los años 50 por la cacería indiscriminada producto de la actividad ganadera, forestal y minera.

El jaguar está incluido en el Apéndice I de la Convención sobre el comercio internacional de especies amenazadas, y específicamente en el territorio “Meta-Orinoco”, se estableció su veda indefinida desde 1999. Por ello, destacan la importancia de áreas protegidas como parques y zoológicos para la conservación de los jaguares en territorio venezolano.

La publicación reseña que desde 2011: “La cacería comercial de Panthera onca por sus pieles, colmillos, garras, carne y por la grasa (que en ocasiones se usa con fines medicinales), recientemente está cobrando de nuevo relevancia en Venezuela”.

Visto 2580 veces Modificado por última vez en Jueves, 22 Febrero 2018 19:47

Después de paralizarse por 48 horas, los maestros lograron que el gobernador se sentara con ellos este jueves en la mañana, y disc...

Sutrapuval entregó una solicitud de aumento del bono de alimentación por falta de comedores a Bs. 500 mil diarios, pero no ha reci...

Los trabajadores aprovecharon la ocasión para solicitarle al presidente de Sidor la reactivación del centro de equinoterapia, impo...

En todas las industrias, el ajuste del salario 16,5% por encima del ingreso mínimo nacional no genera diferencias notables en el p...